Angry Patient Throws Computer At Female Doctor Who Would Not Sign Him Off Work In Latest Medical Assault In Spains Murcia Scaled.jpg

Los MÉDICOS siguen sufriendo un número creciente de agresiones físicas y verbales en España según cifras de la Asociación Médica Española (OMC).

Esta preocupante tendencia se produce cuando una asistente de enfermería del área de Madrid murió a mediados de febrero después de recibir una patada en los testículos.

El trabajador, de 52 años, fue agredido por un paciente psiquiátrico del Hospital Fundación Instituto San José quien le puso la mano en los hombros y luego lo pateó con fuerza por abajo.

El sindicato CCOO ha presentado una denuncia formal ante la Inspección de Trabajo alegando que la enfermera nunca fue atendida por un médico y falleció horas después.

El hombre perdió el conocimiento y fue atendido por una enfermera.

Después de 90 minutos le dijeron que podía irse a casa y falleció más tarde.

El martes es el Día Europeo contra los Ataques a Médicos y Profesionales de la Salud, y antes de eso, la OMC dice que se reportaron 769 ataques físicos a médicos en 2023, una tasa de dos por día.

Es el segundo año con mayor número de agresiones violentas registradas después de un total de 843 casos en 2022.

Dos de cada tres médicos agredidos el año pasado fueron mujeres, que también recibieron el 70% de los insultos y humillaciones, el 65% de las amenazas, el 58% de las lesiones físicas y el 75% de los casos de acoso.

Las médicas menores de 35 años fueron las que más sufrieron, con 132 agresiones.

Desde que la OMC empezó a recopilar cifras de agresiones en 2010, se han denunciado un total de 7.261 casos, de los cuales el 87% se han producido en la sanidad pública española.

Las cifras han aumentado desde la pandemia de Covid y la mayoría de las agresiones (72%) se deben a tiempos de espera más largos seguidos de problemas con el tratamiento ofrecido (58%).

La OMC dice que es necesario un mayor apoyo y asesoramiento en el lugar de trabajo sobre cómo afrontar situaciones violentas.

LEER MÁS:

Suscríbete a Olive Press