Madrid Party Night.jpg

El fin del estado de alarma en España y la decisión del gobierno regional de Madrid de no mantener el toque de queda de medianoche provocaron celebraciones callejeras en toda la capital este fin de semana.

Una multitud se reunió en la Puerta del Sol y en otros locales nocturnos madrileños como Malasaña, en lo que parecía una Nochevieja, mientras los juerguistas contaban el reloj para la medianoche y el fin del estado de alarma que llevaba vigente desde hacía los seis meses anteriores.

La multitud, en su mayoría jóvenes, bailó y bebió con pocas señales de respetar el distanciamiento social o los protocolos sanitarios.

Las reuniones sociales de más de seis personas siguen prohibidas y se llamó a la policía para disolver unas 450 reuniones de este tipo el sábado por la noche, incluida una multitudinaria. botellón conformado por cientos de jóvenes en la Plaza Dos de Mayo.

A pesar del fin del estado de alarma y la disminución de la tasa de infección nacional, Madrid todavía tiene una de las más altas de las 17 comunidades autónomas de España.

Unos 23.000 madrileños han muerto a causa del coronavirus y todavía quedan unos 2.000 pacientes en los hospitales madrileños de los que 500 están en UCI (camas de cuidados intensivos).

Sin embargo, no todas las regiones han puesto fin al toque de queda. En Valencia, con una tasa de incidencia casi diez veces inferior a la de Madrid, se mantendrá al menos hasta el 24 de mayo.

Las autoridades sanitarias regionales de Madrid han anunciado que continuarán las restricciones a la movilidad social y las reuniones, incluido el cierre de todos los bares y restaurantes a partir de medianoche y no se admitirán nuevos clientes después de las 23:00 horas.

Los clubes nocturnos y discotecas permanecerán cerrados.

Además se prohíbe el servicio en barra con un máximo de 4 cuatro personas para mesas interiores y seis personas para mesas exteriores y manteniéndose el aforo del 50% en interiores y el 75% en exteriores para los establecimientos.

Los cines y teatros podrán permanecer abiertos hasta media noche con un límite de aforo del 75% y espacio entre butacas.

Los museos tienen un aforo máximo de 10 personas para grupos y junto con las bibliotecas tienen un límite de aforo del 75%.

Otras restricciones que continuarán vigentes en la región de Madrid incluyen limitaciones de capacidad del 50% en plazas de toros y salas de conciertos como el Wizink Center, con una hora de cierre máxima hasta la medianoche.

Los gimnasios y polideportivos podrán estar abiertos desde las 06.00 horas hasta las 23.00 horas con un máximo del 50% de su aforo.

Los parques recreativos (incluidas las áreas de juego para niños) tienen un límite de capacidad máxima del 40%, mientras que los zoológicos, parques de atracciones y centros de diversión turísticos tienen un límite de capacidad del 60%.

Los casinos, salas de bingo y hipódromos tienen un límite del 50%, mientras que las ferias y reuniones de negocios se fijan en un 75% de capacidad.

Además, el gobierno regional seguirá monitoreando la tasa de incidencia de Covid-19 para imponer restricciones locales si es necesario.

A partir de hoy lunes 10 de mayo, 14 de las regiones “zonas básicas de salud tienen restricciones de movilidad y cierre perimetral.

HAGA CLIC AQUÍ PARA MÁS NOTICIAS DE MADRID