Court Orders Domestic Violence Suspect To Compensate Guardia Civil Officer.jpg

El Juzgado de Torrevieja condena a un hombre a indemnizar con 4.600 euros a un agente de la Guardia Civil, tras agredirle durante una intervención por un presunto caso de violencia de género.

Los hechos ocurrieron en junio de 2023 en Polop, cuando agentes de la Policía Local del municipio y de la Guardia Civil acudieron a una denuncia por un presunto delito de violencia de género en un domicilio, según la sentencia dictada por la Asociación Unificada de Guardia Civil de Alicante ( AUGC), que ejerció la acusación particular en el caso.

El condenado impidió a los agentes entrevistar a la presunta víctima, se negó a identificarse, mostró sus genitales, faltó el respeto a los agentes y forcejeó y arremetió contra un agente de la Guardia Civil cuando intentaba entrevistar a la víctima.

El agresor rascó al agente en el cuello, la frente y la oreja, y le introdujo un dedo en el ojo, actuando “con la intención de menoscabar la integridad física de los demás y el principio de autoridad”. Como consecuencia de estos hechos, el agente sufrió dolores en dos dedos de la mano izquierda, erosiones en la parte anterior del cuello, detrás de la oreja y en el antebrazo y signos de rotura total del pulgar izquierdo.

Para curarse, el agente requirió tratamiento médico consistente en reposo, tratamiento farmacológico, ortopédico y rehabilitación durante 50 días, 15 de los cuales le impidieron sus acciones habituales, así como secuelas de movilidad en una de sus manos.

Por estos hechos, el magistrado condena al agresor por un delito contra el orden público, atentado a la pena de cuatro meses de prisión -que ha sido suspendida- e inhabilitación para ejercer el sufragio pasivo durante el tiempo de la pena, así como por un delito de lesiones.

El condenado deberá indemnizar al agente atacado en concepto de responsabilidad civil subsidiaria por importe de 4.600 euros, además de pagar las costas procesales.