Orihuela Museum Closed.jpg

Cerrado desde mediados del año pasado, el Museo Arqueológico necesita más que nunca una renovación. El edificio empieza a mostrar signos de deterioro muy evidentes habiéndose ordenado el Ayuntamiento el apuntalamiento de varias partes de la iglesia de San Juan de Dios y de los aseos de Caballeros, las dos zonas del antiguo hospital oriolano que conforman el museo.

En la propia puerta principal se han colocado dos soportes para sostener y evitar que el dintel del porche de acceso siga hundiéndose.

Según el concejal de Patrimonio, Matías Ruiz, el museo sufre principalmente problemas de humedad que están debilitando la estructura. Dijo que aunque la remodelación es especialmente urgente, el edificio no presenta ningún riesgo de colapso en este momento.

Como medida preventiva, toda la colección arqueológica ha sido trasladada a un almacén municipal, donde según dice el concejal se encuentra bien protegida. En el recientemente propuesto Presupuesto de Orihuela se han destinado 1,5 millones de euros para afrontar la recuperación del edificio.