Gra Failed Recycling.png

Muchos Ayuntamientos de Granada se rebelan contra el nuevo impuesto de recogida de basuras que aplica el Gobierno Central.

Este nuevo impuesto, aunque introducido por el Gobierno Central en 2023, pronto fue cedido a los gobiernos regionales, que en nuestro caso es el Junta de Andalucía. sin embargo, el Junta traspasó la responsabilidad de recaudar el impuesto a las diputaciones provinciales.

Algunos, los más pequeños, han señalado que simplemente no tienen dinero para este gasto extra, mientras que otros han ido un paso más allá y han llevado el asunto a los tribunales, aunque sólo sea para ganar tiempo.

El objetivo declarado es fomentar el reciclaje cobrando más por la basura no separada que acaba en las plantas de recogida de basura para su clasificación.

¿Entonces, cómo funciona? La Diputación Provincial de Granada cobra a cada municipio por el tonelaje que pasan por las plantas de basura. Es decir, la basura separada que se deposita en contenedores de diferentes colores no genera este impuesto adicional.

El problema es que el nuevo impuesto que entró en vigor el año pasado no dio a los ayuntamientos tiempo suficiente para incluirlo en el presupuesto anual del año siguiente. Actualmente pagan 23 euros por tonelada, pero esta cantidad aumentará en 15 euros por tonelada.

Así: 50 ayuntamientos han presentado recursos para evitar el impuesto, pero la Diputación ha rechazado estos recursos dejando a los ayuntamientos la opción de pagarles o demandarlos. Así, 31 ayuntamientos (29 gobernados por el PSOE y uno por el PP, que es el Ayuntamiento) han llevado la cuestión a los tribunales.

El Ayuntamiento de Granada, por ejemplo, tiene que conseguir 2,4 millones de euros para pagar el impuesto, por lo que lo lleva a los tribunales. Un municipio pequeño tendría que pagar, de media, 2.500 euros, mientras que uno más grande como Motril, tendría que pagar 590.000 euros.

Armilla, Láchar, Calicasas, La Zubia, Molvízar, Domingo Pérez, Chauchina, Benamaurel y Huétor Tájar son solo algunos de los ayuntamientos que han optado por esta opción legal

Por último, la Junta se llevó 90 millones de euros durante 2023 por este concepto, por lo que los rebeldes insisten en que Junta reinvierte este dinero en las plantas de reciclaje existentes.

(Noticias/Noticias: Granada, Andalucía)