149649.jpg

Un grupo de vecinos que viven en el Paseo Marítimo han decidido específicamente Denuncian al Ayuntamiento de Palma por el ruido y los excesos que genera el ocio nocturno en el área.

Así se anunció en la reunión de asociaciones de vecinos celebrada el jueves. Se trataba principalmente de discutir la situación de las terrazas de la ciudad y se acordó solicitar la convocatoria de la mesa de convivencia ciudadanapresidido por el alcalde, y pedir también al Govern balear que forme parte de las negociaciones sobre la revisión decreto turismo de excesos.

La federación de asociaciones de vecinos destacó que no está contra el sector de la restauración ni de las terrazas pero sí contra los excesos en áreas residenciales donde los residentes «han perdido el derecho a la paz y la tranquilidad». «Este no es un problema nuevo. La federación ha estado luchando durante muchos años para abordarlo, pero el hecho de que sea un problema antiguo no significa que esté justificado».

Varias propuestas presentadas al ayuntamiento en una reunión celebrada en febrero aún no han recibido respuesta. Estos incluyen mayor presencia policial en Santa Catalina y Es Jonquet en verano. La federación también pidió información sobre el número de sanciones por diversas infracciones de los estatutos.

En cuanto a la decreto turismo de excesosla federación afirma que esto se está negociando con las asociaciones hoteleras pero que «es necesario que los ciudadanos, que son los más afectados, no queden fuera».